El ocaso de una espera eterna

images

• Podríamos vaticinar el fin de las filas de personas buscando un beneficio estatal, pero para eso, el municipio debe motivarse y aumentar las encuestas de las Fichas de Protección Social, ya que está cerca de un 15% bajo el promedio nacional de familias consultadas.

Revista Mi Gente

Con suma dificultad, se levanta de su cama y comienza un nuevo día.

Le cuesta creer que hoy pueda cambiar su situación. Se prepara para salir a buscar algo con qué vivir. Sin previo aviso, golpean su puerta. Se asoma y un joven, armado tan sólo de una suerte de papeles apilados a un trozo de madera, y un lápiz, lo saluda amablemente. Vienen a encuestarlo para la Ficha de Protección Social.

Esta situación la están viviendo diariamente los vecinos de más escasos recursos, que han sido encuestados por el municipio, con el fin de recibir una pensión, que paliará su complicada realidad económica.

“El cambio de giro desde lo que era la Ficha CAS -donde sólo se evaluaban factores de infraestructura- a lo que es la actual Ficha de Protección Social es algo muy positivo, porque ahora también se ve la minusvalidez, la capacidad de generar recursos, las vulnerabilidades, etc.”

Pero, ¿qué es la Ficha de Protección Social (FPS)?. Es el instrumento que reemplaza a la Ficha CAS, y que permite identificar mejor las necesidades de los hogares chilenos, garantizando así, un acceso más justo al Sistema de Protección Social. Ahora se apunta a los potenciales beneficiarios de Programas Sociales y beneficios estatales, no viendo sólo el factor socioeconómico, sino que priorizando factores tales como discapacidad, vejez, bajos ingresos, enfermedades, y otras vulnerabilidades.

En esta nueva ficha los puntajes se evalúan mirando diversos factores, y lo más positivo es que el puntaje obtenido se debe actualizar mes a mes, no como sucedía con la Ficha CAS, donde el puntaje duraba 2 años.

Tanto la Ficha CAS que poco a poco queda en el pasado a nivel nacional, como la FPS, constan de una escala de evaluación mediante puntos, pero como todo concepto social de vanguardia, no pueden ser comparadas entre sí, ya que el concepto social bajo el que se generan, es absolutamente distinto.

A pesar que Maipú está catalogada como una comuna grande, pareciera necesitar mayor cantidad de recursos que otros sectores más pequeños o con menos ingresos. Sin embargo,¿Cuánto más necesita el municipio para ponerse al día con las encuestas?, ¿Dónde van a parar los dineros de los Permisos de Circulación, Smapa, partes, etc.? y finalmente, ¿Por qué no se ha realizado una campaña comunicacional directa en los sectores más afectados, para que así la gente que no cuenta con recursos para Internet o medios de comunicación, esté al tanto de este beneficio?

La forma en que las personas más necesitadas de nuestra comuna puedan acceder a este beneficio, esperando que los encuestadores pasen por su hogar, o enviando un mail al Departamento de Asistencia Social, dependiente de la Dirección de Desarrollo Comunitario (DIDECO).

Comparte tu opinión:

Comparte tu opinión:

Este artículo pertenece a : Maipú
© 2017 Mi Gente. All rights reserved. XHTML / CSS Valid.
A %d blogueros les gusta esto: