LA CAÍDA DEL PELO…UNA CUESTIÓN PELIAGUDA

caida del pelo

Texto: Revista Mi Gente – Fotografía: Internet

Existen varias enfermedades que se acompañan de caída del pelo en forma transitoria, pero una vez superada la enfermedad casual, la cabellera regresa a su estado normal.

Diferente es la caída del pelo de origen genético, es decir, la de aquel individuo que viene programado para ser “pelado”…o “pelada”, porque la pérdida de pelo también afecta a mujeres y con bastante frecuencia.

Tenemos 100.000 folículos en la cabeza que pueden producir más de 30 metros de pelo diariamente. La tasa de crecimiento, grosor y color del cabello vienen determinados por los genes. Desprendemos cada día entre 40 y 100 cabellos como promedio normal. En determinado momento, el futuro calvo nota que esta cifra aumenta hasta sorprenderle, debido a la gran cantidad de pelos que va quedando en la peineta o en la tina de baño después de lavarse la cabeza. Poco a poco la cabellera se va raleando hasta aparecer los primeros claros que dejan translucir el cuero cabelludo. Para muchos este acontecimiento constituye un verdadero drama sicológico y entonces recurre a los productos farmaceúticos en boga, secretos de naturaleza y todo cuanto se recomiende. Inútil. Todos los productos existentes en el mercado y los secretos que le den, solamente podrían llegar a retardar el trastorno, pero no a revertirlo, por eso se dice irónicamente que lo único que puede detener la caída del cabello…es el suelo.

La edad de inicio es variable, pero en términos generales el fenómeno comienza alrededor de los 20 años, tanto en hombres como mujeres, pero con mayor incidencia en los varones jóvenes. En el sexo femenino la pérdida de pelo se hace notoria después de la menopausia.

La causa estricta que ocasiona la caída del pelo en la alopecia genética, aún es oscura. Se le vincula a una reacción de hipersensibilidad a la hormona masculina llamada dehidrotestosterona, también presente en la mujer, pero no se sabe el mecanismo por el cual sucede el trastorno. La cuestión es que la raíz del pelo se anquilosa, dificultando desde ese momento el ingreso de los nutrientes transportados por los vasos sanguíneos, lo cual lleva a una pérdida progresiva de vitalidad del cabello.

Se ha buscado una solución a la calvicie desde tiempos inmemoriales y no se ha dado en el clavo. Actualmente se ensaya un extracto sacado del mijo, planta gramínea proveniente de India, el cual ha demostrado experimentalmente estimular el crecimiento capilar, sin embargo, es necesario esperar hasta contar con mayor información, pues es historia conocida que cada cierto tiempo aparezcan productos que nos hablan de curas, y al cabo de un tiempo se demuestra su inutilidad.

Comparte tu opinión:

Comparte tu opinión:

Este artículo pertenece a : Nacional, Noticias, Salud
© 2017 Mi Gente. All rights reserved. XHTML / CSS Valid.
A %d blogueros les gusta esto: