Calvicie por Covid-19

Texto: Revista Mi Gente – Fotografía: Internet

Aunque el enfoque de atención se mantiene en los pacientes con Covid-19 activo, cada vez más se escucha de aquellos que lo sobreviven y que presentan secuelas o efectos adversos vinculados a la condición. La calvicie es uno de los que se habla cada vez más, siendo un síntoma que presenta al menos un cuarto de los pacientes que, según una encuesta, se han recuperado del virus, y que afecta tanto a hombres como a mujeres.

De acuerdo con una encuesta realizada por el sitio Survivor Corps, un movimiento sin fines de lucro que ayuda a los sobrevivientes de Covid, al menos el 27% de los pacientes recuperándose de Coronavirus han reportado la pérdida del cabello como uno de los problemas que se mantienen después de su recuperación.

La encuesta se enfoca principalmente a los miembros del grupo de la organización, algunos quienes han reportado efectos a largo plazo durante su recuperación. Sin embargo, la especialista Esther Freeman del Dermatology COVID-19 Registry, una base de datos que se enfoca a los problemas dermatológicos que se han presentado en casos de Coronavirus alrededor del mundo, señala que cada vez existen más casos registrados de pérdida del cabello como consecuencia de la enfermedad, y afirmó que se están realizando investigaciones para determinar la frecuencia promedio en los pacientes.

De acuerdo a la Academia de Dermatología Estadounidense, la pérdida del cabello se debe a factores genéticos, edad, y problemas hormonales o de salud, incluyendo el estrés, y sugieren que el tipo de calvicie que está afectando a las personas es el efluvio telógeno, un tipo de alopecia temporal que se activa como consecuencia de estrés físico o emocional, además de fiebres altas, enfermedades, pérdida de más de 9 kilos de peso, los cuales se presentan con el Coronavirus.

La diferencia de este tipo de calvicie con la normal es que esta se presenta en pérdida de varios mechones a lo largo del cuero cabelludo, no sólo en la parte de la corona, y la cantidad puede ser masiva.

De acuerdo a especialistas de la David Geffen School of Medicine, Universidad de Los Angeles, cuando alguien se encuentra bajo una enorme cantidad de estrés o shock, el 50% del cabello se puede trasladar hacia la fase de caída, en la que suele encontrarse sólo el 10% del cabello en una persona saludable. El estudio también sugiere que no todas las personas sufren de este síntoma durante la recuperación, lo cual puede deberse a factores genéticos, pero que aún no se determina si hay otros elementos que influyan en la aparición de este síntoma.

En tanto, el Instituto Medscape señala que hay expertos que aseguran que el problema empeoró debido a un fenómeno que provoca que naturalmente la gente tire cabello entre los meses de Marzo y Mayo y que el Coronavirus pudo haber influenciado en peores casos, sin embargo, esto no ha sido comprobado.

El efluvio telógeno es reversible y desaparece una vez que el cuerpo se recupera por completo de la enfermedad.

Por otra parte, investigadores en España reportaron que algunos pacientes habían presentado erupciones o sarpullidos en pacientes con Coronavirus, definiendo tres tipos específicos asociados. Algunas se presentan similares a la viruela, otros son grandes y aparecen en los dedos, y otros más pequeños que son del tipo “colmena”, y pueden aparecer antes de los síntomas del Coronavirus o en lugar de ellos, aseguraron desde la King’s College de Londres.

Recientemente hubo un reporte de que los hombres calvos tenían mayor probabilidad de ser hospitalizados, lo cual después fue desmentido por la comunidad científica.

(Fuente de Información: GQ)

Comparte tu opinión:

Comparte tu opinión:

A %d blogueros les gusta esto: