Zumbidos de oídos

Texto: Revista Mi Gente – Fotografía: Internet

El tinnitus ha sido descrito como un zumbido, siseo, chasquido o silbido, entre otros, en los oídos que se experimenta. El tipo y la intensidad del ruido varía de una persona a otra e incluso se puede experimentar de diferentes maneras. Puede ser un tono agudo, profundo, grave o incluso un tono que cambia.

Ya sea un sonido leve o severo, ocasional o constante, el tinnitus puede impedir que usted se concentre y escuche lo que quiere oír.

El tinnitus se puede desarrollar en personas de todas las edades y orígenes, pero las personas mayores o que han tenido mucha exposición al ruido están especialmente en riesgo.

Si tiene tinnitus, probablemente también tenga algún grado de pérdida auditiva; el 80-85% de las personas con tinnitus la tienen. De hecho, la pérdida auditiva puede afectar a las señales enviadas desde el oído al cerebro. Esas señales se devuelven entonces como el sonido conocido como tinnitus. Aunque el tinnitus no causa pérdida auditiva, el sonido percibido puede distraer y dificultar la concentración en otros sonidos. Esta es la razón por la que los audífonos pueden ser una forma eficaz de tratar el tinnitus y la pérdida auditiva.

El tinnitus puede ser frustrante y alejar la atención de su familia, amigos y las necesidades de su vida diaria. No hay cura para la mayoría de los tipos de tinnitus, pero existen opciones de tratamiento que pueden ofrecer alivio.

La terapia de sonido consiste en introducir el sonido para enseñar al cerebro a clasificar el tinnitus como ruido de fondo.

Piense en una vela en un cuarto oscuro. Como hay mucho contraste entre la vela y su ambiente oscuro, la vela realmente se destaca. Pero la misma vela en una habitación bien iluminada y ocupada se mezcla con el fondo. Lo mismo ocurre con el tinnitus. La introducción de otros sonidos enmascara el tinnitus para que se mezcle con el fondo y sea menos prominente.

Comparte tu opinión:

Comparte tu opinión:

A %d blogueros les gusta esto: